martes, 11 de julio de 2017

VERANO SALUDABLE Y SEGURO



El verano es una época de disfrute, pero sus altas temperaturas presentan riesgos que es necesario conocer y prevenir. Además de las quemaduras solares, en verano son habituales las lipotimias, síncopes y golpes de calor, que podrían llegar a tener graves consecuencias.

Para evitarlo, debemos protegernos del sol y aplicarnos filtros solares en la piel, incluso para pasear por la ciudad; hidratarnos tomando líquidos y más fruta y verdura, y no hacer ejercicio físico en las horas centrales del día. Por otro lado, para prevenir intoxicaciones alimentarias, conviene estar muy atentos a la conservación de los alimentos.

El agua es uno de los grandes incentivos del verano, pero debemos ser conscientes de que algo tan sencillo como un baño en el mar o el río o tirarnos de cabeza a la piscina entraña riesgos, algunos muy graves. Debemos ser prudentes y conocer las características y condiciones del medio, saber si se trata de una playa con corrientes, qué profundidad tiene, etc. Es crucial respetar las señales de advertencia (banderas roja y amarilla, boyas, carteles), evitar bañarnos solos, y, por supuesto, supervisar continuamente a los más pequeños. El Ministerio de Sanidad dispone en su web de una interesante guía para las familias “Disfruta del agua y evita riesgos”.

En cualquier caso, si precisa atención médica, recuerde que su seguro de salud le proporcionará la asistencia que necesite. Si aún no cuenta con uno, acuda a su corredor de seguros, el profesional más adecuado para asesorarle sobre las pólizas y coberturas que mejor cubren sus necesidades y las de su familia.

CONSEJOS PARA CONDUCIR SEGURO EN VERANO



Probablemente esté contando los días que faltan para las tan esperadas vacaciones; si va a realizar su viaje en coche, le interesarán estos consejos que le ofrecemos para que conducir en verano, cuando la luz es más intensa y los días son más largos y calurosos, resulte más seguro.

Lo primero es la correcta puesta a punto del vehículo. Antes de salir de viaje es muy recomendable que un taller revise su estado tras el invierno: frenos, aceite, limpiaparabrisas y neumáticos, además del sistema de climatización. Está demostrado que nuestra percepción y la capacidad de reacción disminuyen considerablemente con las altas temperaturas. Recientemente, la revista especializada Autopista afirmaba que una temperatura de 30ºC en el interior del coche equivale a una tasa de alcoholemia de 0,5 en sangre.

Por ello, si es posible conviene evitar las horas centrales del día para viajar, sobre todo en los días de más calor. Eso sí, ya se opte por viajar de madrugada, en la mañana o al atardecer, solo debe afrontarse un viaje si se ha descansado de forma adecuada. Igualmente, aunque es sabido, se debe respetar los tiempos de descanso al volante: 20 minutos cada 200 kilómetros o dos horas de viaje, no olvidemos que la fatiga es causa del 20%-30% de los accidentes de tráfico.

En el viaje, para evitar peligrosos deslumbramientos y proteger nuestros ojos de la radiación ultravioleta es muy aconsejable utilizar unas gafas de sol con un filtro adecuado, a ser posible, polarizadas. Tampoco debemos olvidar la importancia de hidratarnos, mejor si es con agua o refrescos de cola que nos ayudarán a mantenernos despejados y concentrados en la conducción.

En el viaje, para evitar peligrosos deslumbramientos y proteger nuestros ojos de la radiación ultravioleta es muy aconsejable utilizar unas gafas de sol con un filtro adecuado, a ser posible, polarizadas. Tampoco debemos olvidar la importancia de hidratarnos, mejor si es con agua o refrescos de cola que nos ayudarán a mantenernos despejados y concentrados en la conducción.

Llevar copiloto que nos ayude a manejar la radio, el navegador y nos ofrezca conversación en los momentos más monó- tonos de la conducción, por ejemplo en largas rectas, puede ser de gran utilidad, pero evitando siempre que nos distraiga, tanto él como otros ocupantes del vehí- culo.

Por último, conviene revisar nuestro seguro de coche para que sus coberturas se adapten a lo que de verdad necesitamos. Su corredor de seguros puede asesorarle en todo lo que necesite para que este verano viaje en su coche seguro y protegido.

miércoles, 28 de junio de 2017

¿TIENE VENTAJAS FISCALES EL SEGURO DE SALUD?



En España, cerca de 10 millones de personas cuentan con un seguro médico por sus conocidas ventajas: rapidez, agilidad, servicios y coberturas que no ofrece La sanidad pública, etc., lo que quizá
no sea tan conocido son los beneficios fiscales que conlleva este seguro para algunos colectivos.

Es el caso de los autónomos, quienes pueden deducirse en su declaración del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF) las primas pagadas al seguro de salud, consideradas como gastos fiscales deducibles, hasta un límite de 500 euros por asegurado y año (incluyendo al cónyuge y los hijos); límite que se eleva a los 1.500 euros en el caso de profesionales con discapacidad.

En cuanto a la empresa, las primas del seguro médico contratado para sus empleados se consideran gasto fiscalmente deducible a efectos de la determinación de la base imponible del Impuesto sobre Sociedades.

Por último, el empleado que cuenta con un seguro de salud de empresa encuentra también ciertas ventajas, ya que las primas pagadas por la empresa que no excedan de 500 euros anuales no se consideran rendimiento en especie, lo que supone una menor base imponible del IRPF, y, por tanto, pagar menos.

A la hora de contratar un seguro de salud o si tiene alguna duda acerca de si puede beneficiarse fiscalmente de su contratación, no dude en consultar a su corredor de seguros.

#SegurosSalud #SegurosAutónomos #VentajasFiscales

martes, 27 de junio de 2017

PARA VIAJAR SEGURO, CONSULTE CON SU CORREDOR



A un paso del verano, probablemente tenga ya planeado, al menos, el destino
de sus vacaciones, y para disfrutarlas con tranquilidad, nada mejor que contar con la protección de un buen seguro de viaje que nos cubra en caso de presentarse algún imprevisto.

Para elegir la mejor garantía para nuestras vacaciones es recomendable asesorarse con un corredor de seguros, quien nos aconsejará en función del destino y características del viaje, ya que no es necesario un seguro de cobertura mundial para pasar una semana descansando en los Picos de Europa o porque las necesidades de cobertura de asistencia sanitaria son distintas para viajar por Europa que
para recorrer India o hacer un safari fotográfico en África.

Si el viaje es internacional, al contratar la póliza hay que comprobar que la compañía cubre el destino elegido y que el límite asegurado es suficiente. Eso sí, las coberturas imprescindibles que debe tener un buen seguro de viaje son la asistencia médica y los traslados. En algunos casos, es conveniente pagar una prima un poco más elevada para contar con una buena protección médica, este es el caso de

Estados Unidos, donde recibir atención sanitaria puede suponer una elevadísima factura de cientos o miles de euros. Ligada a estas situaciones se encuentra la cobertura de prolongación de estancia en el hotel por enfermedad o accidente.

Otras coberturas oportunas son el traslado de un acompañante al país donde el asegurado requiera hospitalización y el regreso anticipado del asegurado en caso de siniestro grave en el hogar o familiar. Asimismo, conviene garantizar el equipaje, particularmente en los viajes aéreos, por los riesgos de pérdida de maletas, daños durante su manipulación y traslado, etc., y, por supuesto, cubrir una posible cancelación si surge algo que nos impida realizar nuestro viaje, lo cual es más probable cuando lo hemos contratado con mucha antelación.

Su corredor de seguros le ayudará a evitar pagar por coberturas que no necesita y ajustar los límites asegurados a las características de su viaje para que no quede desprotegido en ningún momento. Además, en caso de tener algún percance, contará con el apoyo de un profesional que le ayudará a gestionar la resolución del problema.

#Vacaciones #DisfrutadelViaje #SegurosViajes #CorredoresDeSeguros

lunes, 27 de marzo de 2017

COMO PROTEGERTE EN CASO DE BAJA LABORAL





Si eres #Autónomo protege tus ingresos con un seguro en caso de baja por enfermedad o accidente.

Descarga nuestro PDF de información: http://bit.ly/2oql2IM

#SegurosAutónomos #SegurosBajaLaboral #SegurosRemolí

viernes, 24 de febrero de 2017

¿CUÁNDO ES NECESARIO ASEGURAR UN DRON?

Han sido el regalo más esperado de la Navidad. Son pequeños, vuelan y la mayoría son capaces de hacer fotos y grabar vídeo en 4K. Los drones han llegado a los cielos españoles para quedarse, ya sea como instrumento de trabajo o como entretenimiento.

Estas aeronaves en miniatura sin piloto han demostrado su utilidad en múltiples sectores, como la extinción de incendios, la vigilancia o los rescates de emergencia en zonas de difícil acceso, pero su manejo no está libre de riesgos.

Antes de volar un dron debemos conocer la legislación concreta de cada municipio, ya que cada uno es libre de permitir o denegar su vuelo en determinadas zonas. Además, es conveniente conocer si nuestro aparato necesita tener un seguro específico.

En el caso de los drones de entretenimiento, no es preciso contar con un seguro específico. Lo más recomendable es contar con la protección de un seguro de responsabilidad civil -en muchas ocasiones es suficiente con la protección que ofrece el seguro de hogar- que nos cubra ante los daños materiales y personales que podamos causar a terceros durante el manejo del dron.

Para los drones de uso profesional, el seguro específico sí es obligatorio, de acuerdo a lo establecido por el Real Decreto-ley 8/2014. En cualquier caso, si tiene cualquier duda acerca de si ya está cubierto o de los seguros que necesita para dar rienda suelta a su nuevo hobby, lo mejor es consultar a su corredor de seguros.

#SegurosDrones #Drones #Dron #SeguroResponsabilidadCivíl

ASÍ SE PROTEGEN LOS COMERCIOS DE LOS RIESGOS EXTRAORDINARIOS



Aparte del trabajo diario, negociar con proveedores, atender las demandas de los clientes y enfrentarse a la competencia, el empresario debe estar preparado para enfrentarse a otro tipo de imprevistos, más o menos comunes, como un robo, un incendio, impagos…, sin embargo, también debe considerar aquellos otros que en términos del seguro se denominan riesgos extraordinarios, y que comúnmente no son indemnizados por la compañía aseguradora.

¿Qué se considera riesgos extraordinarios? Son fenómenos de la naturaleza inusuales como las lluvias torrenciales que causan grandes inundaciones o los terremotos, e incidentes como tumultos, motines, actos terroristas, actuaciones de las fuerzas y cuerpos de seguridad en tiempos de paz.

Un caso concreto es el de los autónomos y pequeños y
medianos empresarios que se han visto damnificados por las últimas grandes inundaciones registradas en el Este y Sur de la Península en las últimas semanas de 2016. Un fenómeno que perjudica especialmente a los establecimientos que están a pie de calle, como comercios, bares, restaurantes, etc., aunque también a oficinas e industrias que quedan anegados por el agua y que se suman a los miles de viviendas y vehículos particulares igualmente afectados.

En estas situaciones, en que no responde directamente la compañía aseguradora, es el Consorcio de Compensación de Seguros el organismo encargado de indemnizar al empresario afectado, eso sí, siempre y cuando el negocio afectado cuente con el seguro correspondiente en vigor y al corriente de pago.

Así, en caso de siniestro, el asegurado tendrá que dar parte al Consorcio, que será el encargado de tramitar el siniestro y desembolsar la indemnización correspondiente.

Para tener derecho a una indemnización del Consorcio, deben cumplirse una serie de condiciones. La primera de ellas es contar con una póliza de seguro en vigor que cubra los bienes afectados por el riesgo extraordinario. En el caso de los comercios, estos deben estar asegurados contra incendios y eventos de la naturaleza; así como otros daños (robo, rotura de cristales, daños a maquinaria, equipos electrónicos y ordenadores, pérdidas pecuniarias diversas y modalidades combinadas de las coberturas anteriores).

La cobertura del Consorcio de Compensación de Seguros se activará siete días después de la fecha de emisión de la póliza, por lo que el período de carencia es de una semana, si bien este plazo solo se aplica a los bienes que nunca antes habían estado asegurados.

Así, en el caso de sufrir las consecuencias de un riesgo extraordinario, su corredor de seguros puede ayudarle con los trámites necesarios para solicitar la indemnización al Consorcio de Compensación de Seguros. Además, a la hora de contratar la póliza que mejor se adapte a las necesidades de su actividad comercial, podrá asesorarle de la manera más adecuada para que su negocio esté siempre protegido, tanto ante los riesgos ordinarios -de los que se encargará directamente su compañía de seguros como de los extraordinarios.

#CorrduríaJuanRemolí #SegurosPYMES #SegurosEmpresas #RiesgosExtraordinarios #SegurosenValencia